Te entrego Luz Divina para que este nuevo transitar sea de Luz, de verdad y de vida

Te entrego Luz Divina

Empiezas un nuevo tiempo.
El tiempo es tu creación, no caigas en la trampa del no tiempo, que si lo
estableces él está.
Empieza un nuevo tiempo con disposición para hacer por tu ser.
Evalúa cada día de tus días.
Vive palabras de Luz, ora, medita y transforma, para que transites por senderos de dicha y de felicidad.

Te entrego Luz Divina para que este nuevo transitar sea de Luz, de verdad y de vida

Camina por el sendero de la verdad para entrar en la claridad desde la Divinidad donde jamás exista el miedo

Si caminas en la verdad tú mente es inmensamente clara, tus palabras son de discernimiento, sabiduría, conocimiento y de alta enseñanza desde la Luz de Dios.

Entra en la verdad

La verdad es no engañarse justificándose, cubriendo lo que no se hace o defendiendo lo que se hace, que no es de bien para sí mismo ni para otros.

La verdad es la humildad

La humildad es, admito lo que no soy, admito lo que en mí se manifiesta, admito lo que no hago desde la Luz de Dios, admito lo que hago desde la bondad Divina; tengo discernimiento de todo aquello.

La humildad es, ser capaz de decir me equivoqué; es ser capaz de decir no lo hice bien; es ser capaz de decir, cuán importante eres para mi existencia.

Humildad es, quien es capaz de hacer obra por otro sin mirar a quién.

Humildad es, sentir que otro lo puede guiar de sus manos, sin sentir que es de menos.

Humildad es admitir la grandeza del otro.

Humildad es ser de agradecimiento.

Humildad es expresar siempre la verdad con palabras de bondad.

Lo primero que debemos despertar los seres humanos es la humildad

 Así es, que la propuesta para que la trabajes es la siguiente:

A partir de este momento durante treinta días trabaja la humildad en lo dicho, ideal es que sea una obra constante, con el hermano(a), esposo(a), amigo(a), su superior, vecino(a), en todos los momentos.

No va a mirar qué hace o no hace el otro, va a mirar qué hace su propio ser; cómo lo hace y cómo no lo hace.

En el momento que se enoje hace un alto y dice: no soy de humildad, estoy iracundo, estoy arrogante, no soy entendedor. Allí entonces, detiene su camino y escribe: qué activó en mí el enojo, estoy molesto por lo que me mostraron, entonces, no hay bondad ni verdad en mí. Y escribe qué hacer para corregirlo, cómo va a tener la verdad y la bondad.

Será que así lo haga en treinta días, para iniciar.

Potencia la verdad de la siguiente manera

Las palabras de Luz que son llamadas orar, rezar, son inmensamente poderosas, siempre deben permanecer al inicio del día y al cerrarlo, para que las neuronas se activen en Luz pura, se conecten con las células, códigos genéticos y allí se active la sabiduría y el conocimiento desde la Luz Divina y se tengan pensamientos limpios, palabras sabias y caminos de liberación, de creación, de realización. Entonces, este año te regalo estas palabras de Luz para que fortalezcas tu obra, des claridad a tu ser y te permita abrir caminos de certeza, de solución y ser de grandes logros. Complementa esta obra de Luz por tu ser con lo que practicas en la cotidianidad.

Haz el inicio y cierre de cada día, desde la Luz, para que transites por senderos de claridad, verdad y dicha

Cuando inicies el día, al despertar, antes de poner pies a piso, cierras tus ojos y dices a tu ser:

Soy un destello de Luz que activo en mi cerebro, para que cada pensamiento mío sea solo de pureza que lleve a palabras de verdad, y allí los actos sean de creación para bien propio y de otros.

Y activa una Luz blanca en el corazón, que es la Luz de la verdad.

 

Y se siente en un solo destello de Luz todo su ser; así se queda viviéndolo cinco minutos.

Luego cuando abra los ojos planea el día: cómo será y tendrá en cuenta qué corregir en sus pensamientos, palabras y actos.

Antes de ir al descanso nocturno

Sentado en su lecho, pone su mano derecha en su corazón, su mano izquierda en la creación—que habita en el ombligo—, y dice:

Cierro este día desde la Luz de Dios; y retiro de mis pensamientos, de mis palabras, de mis actos, de mis neuronas, de mis células y de mis códigos genéticos, todo lo que no fue de bien.  Soy Luz, verdad y vida.

Y se verá que es un solo destello de Luz cristalina; tres minutos.

Y va a su descanso, siendo Luz, para que, al día siguiente entonces, su ser entre en claridad y lo que se diga en la mañana, vaya llegando a sus neuronas, a sus células y a los códigos genéticos en una nueva información, para cada día ser un nuevo tiempo de Luz, de verdad y vida.

 Feliz Navidad. Dichosa renovación. Te entrego Luz Divina para que este nuevo transitar sea de Luz,
Feliz Navidad
Dichosa renovación

Cada día es un inicio, no mires el ayer.
Cuando el ayer te llegue diréis: aquel tiempo no corresponde a mi hoy, me libero de él y lo libero; hoy solamente habita en mí, claridad para el inicio de un nuevo tiempo; y mirarás un nuevo tiempo; no con ansiedad, sino con la certeza de la nueva creación desde Dios.

Y en la enseñanza de navidad del año 2022 encuentras cómo dar claridad a tu sendero de vida unificando en Luz tu cerebro, mente y espíritu, Da click en el siguiente enlace y lo podrás aprovechar…

https://despiertatuluzysefeliz.com/celebro-contigo-el-renacer-a-la-vida-que-es-la-navidad/ 

 

 

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Telegram
Email

Un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *